Si te encanta viajar pero te dan alergia las rutas turísticas más comerciales y masificadas… Si cualquier excusa es buena para regresar a una ciudad que ya has visitado… Si aprovechas cualquier momento para redescubrir el lugar donde vives… O simplemente eres un nostálgico sin remedio de los primeros videojuegos y (¿por qué no reconocerlo?) hasta puede que tengas algo de freak. Para todos vosotros proponemos una nueva forma de hacer turismo y de convertiros en auténticos hombres de negro, porque ¡unos marcianos han invadido nuestras calles!

Space Invaders en la parte trasera del Guggenheim por Kurtxio

Space Invaders en la parte trasera del Guggenheim por Kurtxio

Y es que si alguna vez has creído ver un simpático alienígena tratando de escalar por la pared de un edificio, no era una imagen fruto de tu imaginación ni un intento de abducción por parte de vida extraterrestre. Se trata de los Space Invaders, unos simpáticos marcianitos que empezaron a invadir las calles de algunas ciudades europeas hace unos años y que ya forman parte del paisaje urbano. Además, ir a la caza de estos alienígenas se ha convertido en toda una aventura y en una especie de “búsqueda del tesoro” pero con un toque retro ochentero.

El origen…

Invader es el artista francés creador de esta propuesta de arte urbano que inició con la invasión de Paris en los noventa. Sus creaciones son mosaicos en forma de marcianos de colores que imitan a los personajes protagonistas del videojuego Space Invaders, que fue todo un éxito a principios de los años ochenta. Invader colocó su primer mosaico en Paris en 1990, y a partir de 1998 la invasión se extendió a otras ciudades francesas, y más tarde a otras europeas como Amsterdam, Londres o Roma. Con el tiempo ha cruzado incluso el charco, llegando a lugares como Nueva York, Bangkok, Tokyo o Australia.

Space Invaders en Barcelona por Unai Garcia

Space Invaders en la Plaça del Pi de Barcelona por Unai Garcia

Muchos de estos mosaicos están situados en lugares estratégicos, y en la mayoría de los casos, están más bien escondidos, por lo que los recorridos que se hacen al ir en busca de estos personajes se están convirtiendo en rutas urbanas alternativas que nos permiten descubrir nuevos rincones de nuestra ciudad o hacer turismo desde otra perspectiva.

 

¿Dónde buscar?

Podéis encontrar hasta 21 Space Invaders siguiendo esta ruta por el centro de Barcelona, por el Raval, el Gótico y también por Gracia. Los cazadores más astutos de estos simpáticos alienígenas han descubierto en Bilbao hasta 40 de estos invasores. Además, se están produciendo nuevas apariciones en ciudades como Valencia, Madrid o Santiago de Compostela.

Los Space Invaders forman parte de una nueva tendencia en la que el urban street art se convierte en protagonista de nuevas rutas urbanas y turísticas, pero hay muchas más. Siguiendo las obras de artistas callejeros podemos realizar interesantes recorridos por ciudades europeas. De algunas de ellas hablaremos muy pronto en una nueva entrada sobre arte urbano.

Y si te gusta esto del urban street art, no te pierdas la exposición Del Mur a l’Art que acoge hasta el 1 de junio el Espai Mercè Sala de Barcelona, donde se pueden ver obras de 14 conocidos artistas, entre ellos Miss Van, Boris Hoppek o Lucas Mila.